Ministra Matthei acompaña a parejas a cobrar bono “Bodas de Oro”

Ministra Matthei acompaña a parejas a cobrar bono “Bodas de Oro”

La ministra del Trabajo y Previsión Social, Evelyn Matthei, acompañó a un grupo de parejas con 50 años de matrimonio a cobrar el bono “Bodas de Oro” a una sucursal de la Caja de Compensación Los Héroes, luego que hoy el Presidente Sebastián Piñera anunciara que los beneficiados ya pueden inscribirse para recibir los $ 250.000 que contempla este instrumento.

“Estamos muy contentos, porque es la primera vez que se le entrega un reconocimiento a las parejas que han decidido formar una familia. Ellos son un ejemplo para todo el país”, dijo la secretaria de Estado.

La titular del Trabajo explicó que “este beneficio de $ 250.000 por pareja se paga de una vez, y estamos haciendo un esfuerzo para cumplir no sólo con las parejas que este año cumplen 50 años de casados, sino con todas”.

Por eso, dijo la ministra, “el pago se realizará de forma escalonada. En 2011 se paga a quienes tienen 50, 51 ó 60 años y más de matrimonio. En 2012 se le pagará a otro tramo, y así, hasta que al final del gobierno del Presidente Piñera se les haya pagado a todos quienes tengan 50 años o más de casados”.

La secretaria de Estado señaló que sólo en 2011 se beneficiará a más de 30.000 parejas.

Los requisitos para postular al beneficio son los siguientes:

-Cumplir 50 años de matrimonio a partir del 1 de enero 2010. El matrimonio podrá haber sido celebrado en Chile o el extranjero (en este último caso el matrimonio deberá estar inscrito en Chile).

-Los cónyuges no deben haberse separado, divorciado o haber terminado por algunas de las causas indicadas en la Ley.

-Ser parte de un hogar perteneciente a los cuatro primeros quintiles de ingreso. Esto implica, actualmente, tener hasta 14.557 puntos en la Ficha de Protección Social.

-Acreditar residencia en Chile durante al menos 4 de los 5 últimos años antes de solicitar el beneficio.

-En caso de que no residan en un hogar común, los cónyuges deberán acreditar residencia, de ambos o de uno de ellos, en un establecimiento de larga estadía para adultos mayores reconocido por la autoridad competente.