Ministra Matthei llama a empresarios y trabajadores a restablecer confianzas previo al 1° de mayo

La ministra del Trabajo y Previsión Social, Evelyn Matthei, expuso sobre la política laboral del Gobierno en la Cámara Chileno Norteamericana de Comercio (Amcham), lugar donde llamó a los empleadores a “sacar la voz” ante los abusos laborales.

“He visto prácticas que me impresionan. Hay una desconfianza brutal. Tenemos un trabajo feroz por delante, porque lo principal es la confianza y llegar a acuerdos. Hasta que las empresas no denuncien que se cometen abusos en otras empresas, no habrá confianzas entre empresarios y trabajadores”, señaló Matthei.

Asimismo la secretaria de Estado llamó también a los representantes de los trabajadores a buscar un mayor dialogo con los empleadores y el Gobierno, para que “juntos”, dijo, “creemos un clima de cooperación”.

“La única forma en la que vamos a salir adelante, es con un clima de colaboración entre trabajadores y empresarios. Hay que ir saliendo de esta lógica del enfrentamiento y tenemos que buscar un clima de colaboración”. La titular del Trabajo añadió que las confianzas se construyen cuando “existe buena voluntad y eso vale para los trabajadores y para los empresarios”.

Al respecto la ministra señaló que un punto de consenso debiese ser la necesidad de mejorar la capacitación y la educación de nuestros trabajadores. “Si enfrentamos bien el tema de la educación y la capacitación ese ya es un punto de encuentro maravilloso de encuentro y ese es un tema que queremos abordar… En eso necesitamos a Arturo Martínez y a la CUT, necesitamos a todas las organizaciones de trabajadores y necesitamos a los empresarios”, destacó Matthei.

Proyecto de Multirut
La ministra del Trabajo se refirió también al proyecto de multirut el cual señaló se encuentra en sus ajustes finales para su próximo ingreso al Congreso. “Lo que vamos a sancionar es a aquellas empresas que se dividen artificialmente en distintos Rut para no permitir la negociación colectiva de forma conjunta”, explicó la secretaria de Estado.

Matthei agregó que lo que plantea el ministerio del Trabajo es que las empresas, si bien por motivos comerciales pueden tener distintos Rut, no pueden otorgar distintos beneficios o distintos derechos a sus trabajadores. “Vamos a obligar a esa empresas a negociar de forma conjunta con sus trabajadores”, apuntó la ministra.

Respecto a quien definirá si una empresa respeta o no los derechos de sus trabajadores de forma igualitaria, Matthei aclaró que serán los tribunales laborales, debido a que la Dirección del Trabajo no dirime sobre la materia.