Ministra Jeannette Jara invita a trabajadores y empleadores a revisar en conjunto la Ley del Seguro de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales

  • La secretaria de Estado participó en el Conversatorio Tripartito: El Cambio Necesario para el Futuro de la Seguridad y Salud en el Trabajo en Chile, organizado por el Sindicato Interempresa Líder Trabajadores de Walmart Chile (SIL).

“La vida y salud de los trabajadores siempre es primero”, expresó hoy la ministra del Trabajo y Previsión Social, Jeannette Jara, al intervenir en el Conversatorio Tripartito: El Cambio Necesario para el Futuro de la Seguridad y Salud en el Trabajo en Chile, organizado por el Sindicato Interempresa Líder Trabajadores de Walmart Chile (SIL) y realizado en dependencias de la Caja de Compensación La Araucana.

En la actividad, desarrollada en el marco del Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo, la secretaria de Estado enfatizó que es necesario revisar, mediante diálogos tripartitos, los aspectos positivos como negativos de la Ley 16.744, que regula el Seguro Obligatorio contra Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, que data de 1968, para así avanzar en mejorar la seguridad y salud de las y los trabajadores.

“En esa tarea tenemos que avanzar, por eso los invitamos desde ya a la construcción, a la actualización más bien dicho, de la política y del programa en atención al cumplimiento del Convenio 187 de la OIT, a revisar los aspectos positivos de esta legislación de la seguridad social y ver en cuáles podemos mejorar con diálogo social y tripartito”, señaló.

La ministra Jara también se refirió a las cifras entregadas esta mañana en el Informe Anual de Estadísticas sobre Seguridad y Salud en el Trabajo 2021, elaborado por la Superintendencia de Seguridad Social (Suseso). En el reporte destaca la tasa de accidentabilidad registrada en 2021, que alcanzó a 2,6 accidentes del trabajo por cada 100 trabajadores. El resultado representa un aumento de 0,4 punto respecto al año anterior. No obstante, el alza se explica por la baja tasa de comparación del año 2020, en el que las restricciones de movilidad y cuarentenas, producto de la pandemia, afectaron fuertemente el mercado del trabajo y la presencialidad laboral.

“La tasa de accidentabilidad subió respecto del año anterior, lo cual está incidido principalmente por la reactivación económica tras la pandemia, porque viene una baja sostenida hace mucho tiempo. Sin perjuicio de aquello, son tasas que nos desafían a avanzar en una cultura que sea más preventiva de los riesgos laborales, no solo cumpliendo la normativa de la protección laboral”, dijo la Ministra Jara.

“Para nosotros es relevante hacer modificaciones a la Ley 16.744. Hoy estamos dando el puntapié para decir que el diálogo tripartito sí se puede, es esencial y es el camino”, señaló en el evento el presidente del SIL, Patricio Venegas. Mientras que el presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Juan Sutil, valoró haber podido conmemorar, en forma tripartita, el Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo, “porque destaco la importancia del diálogo tripartito y avanzar en aquellas soluciones que, con pragmatismo y racionalidad, pueden hacer más seguro y eficiente la función laboral de trabajadoras y trabajadores”.

A la actividad también concurrieron los subsecretarios del Trabajo, Giorgio Boccardo, y de Previsión Social, Christian Larraín; los presidentes del Senado, Alvaro Elizalde, y de la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados, Alberto Undurraga, entre otros.

Francisco Sepúlveda, gerente general de Caja La Araucana, donde se realizó el evento, destacó que “uno de los propósitos de las cajas de compensación es promover el bienestar de los trabajadores y, ese sentido, que los empleadores construyan una cultura de seguridad y salud positiva es fundamental”.

 Ocupación

Consultada por los indicadores de ocupación revelados esta mañana por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) en su Boletín de Empleo, que arrojó una tasa de desocupación de 7,8% en el trimestre móvil enero-marzo del año en curso, guarismo que implica una baja de 2,6 puntos porcentuales (pp.) en comparación al mismo período del año anterior, la Ministra Jara indicó que, si bien se observa una recuperación, existen algunos sectores rezagados.

En ese sentido, manifestó que “esto confirma, también, las políticas que hemos estado impulsando desde el Plan de Recuperación Inclusiva Chile Apoya, a efectos de atender sectores económicos que se encuentran más atrasados como, por ejemplo, el turismo y algunas áreas de servicios, así como también ciertos grupos, ya que, efectivamente, persiste la brecha entre hombres y mujeres. Nuestro esfuerzo está, por cierto, en el IFE Laboral, reforzado para mujeres”.

En efecto, Chile Apoya contempla que el IFE Laboral se extienda, ampliando los plazos de postulación desde junio hasta septiembre de 2022 con foco en grupos prioritarios. Con eso, se fomenta la creación de nuevas relaciones laborales formales y se mejora el beneficio tanto por la cantidad de meses que se pagará como por los montos máximos que se entregarán. Este esfuerzo está concentrado en los grupos que se han ido quedando atrás en la recuperación económica y en el mercado laboral formal, como son las mujeres, los jóvenes de entre 18 y 24 años, los mayores de 55 años y personas en situación de discapacidad.

“Vamos a seguir evaluando permanentemente la evolución del comportamiento del empleo porque, para nuestro Gobierno, junto con las reformas estructurales en materia de pensiones y de derechos laborales, es fundamental y, como primera prioridad, fortalecer el empleo en nuestro país. Y no sólo recuperando lo que había antes de la pandemia, sino que, con la urgente necesidad de proyectarlo, porque eso, estamos seguros y seguras, que es una contribución efectiva al crecimiento y la productividad”, dijo la secretaria de Estado.

Por su parte, el subsecretario del Trabajo, Giorgio Boccardo, sostuvo que “la tasa de participación femenina si bien crece en 12 meses, lo hace aún a un ritmo lento, y mantiene una brecha importante respecto del nivel previo a la pandemia, además de exhibir una distancia de más de 20 puntos porcentuales con la tasa de participación masculina. Ahí tenemos el desafío de seguir por avanzando”.