Ministra Jeannette Jara y nuevo indicador de Tasa de Rotación Laboral del INE: Permitirá avanzar en generar políticas públicas y mejorar las condiciones laborales de las y los trabajadores

  • El Instituto Nacional de Estadísticas lanzó hoy el nuevo instrumento, cuya base son los registros administrativos de la Superintendencia de Seguridad Social.

La ministra del Trabajo y Previsión Social, Jeannette Jara, relevó la importancia que tiene el nuevo indicador de Tasa de Rotación Laboral, que fue lanzado hoy por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) y que usa como base los registros administrativos de la Superintendencia de Seguridad Social (Suseso).

La secretaria de Estado destacó el trabajo mancomunado entre ambas entidades, pues permitirá “fortalecer los datos estadísticos del sector laboral”, dijo.

“Durante largos años, en nuestro país ha habido distintas fuentes y, seguramente, muchas veces hemos escuchado resultados distintos dependiendo de quién hace la medición. Y si queremos avanzar como país en la protección de los derechos laborales en el marco de un avance en derechos sociales, sin duda, tener un diagnóstico común es fundamental”.

Para la ministra Jara estos resultados permitirán realizar una evaluación y avanzar en políticas públicas, bajo el marco de trabajo decente, que contribuirán a mejorar el mercado laboral, especialmente en materia de formalización y capacitación de las y los trabajadores.

“Las políticas que se puedan abordar para fomentar tanto una Tasa de Rotación Laboral más baja como, asimismo, también avanzar en la formalización del empleo es parte de lo que hemos estado analizando y fomentando también a través de políticas como la extensión del IFE Laboral, la ampliación del Subsidio Protege, que forman parte del programa Chile Apoya”, afirmó.

En ese sentido, agregó que “en materia de disminuir las tasas de rotación, creemos que es necesario implementar en conjunto medidas de política pública. Por ejemplo: capacitación, mejoramiento de habilidades para los procesos productivos que son nuevos, con el acompañamiento también en la formación a los trabajadores como obligación evidente de parte del empleador y, en general, mejorar las condiciones laborales de las y los trabajadores. Por eso, tanto los temas de salario y de jornada son fundamentales”.

La directora del INE, Sandra Quijada, explicó que “este indicador, sin duda, va a aportar en tener información más completa, más desagregada, porque cubrimos el 100% de las empresas respecto de la información que entrega de los trabajadores. Eso permite el mejor desarrollo del sistema estadístico nacional”.

La superintendenta (s) de Seguridad Social, Patricia Soto, por su parte, valoró la alianza “entre servicios públicos, con el objetivo de que los datos con los cuales contamos hoy, que corresponden a la Ley 16.744 sobre Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, puedan servir al INE para hacer estudios y evaluaciones y así poder generar políticas públicas sociales mucho más robustas y sólidas”.

Para el director la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para el Cono Sur, Fabio Bertranou, esto va en la línea que pregona el organismo en materia de trabajo decente. “Este es un avance concreto y una hoja de ruta establecida que está mostrando avances muy concretos. Hay un sendero de progreso y construcción de una política pública de desarrollo del sistema estadístico nacional, y esto está muy en línea con los compromisos y liderazgos que tradicionalmente ha tenido Chile en materia de estadísticas de trabajo”, dijo.

Durante el lanzamiento, también se dieron a conocer los resultados del indicador, que señalan que, durante el 2021, la Tasa de Rotación Laboral (TRL) a doce meses promedió un 32,1%, registrando un incremento de 1,6 punto porcentual (pp.) respecto a la tasa promedio del año anterior.

La Tasa de Entrada Laboral a doce meses promedió un 33,4%, mostrando un alza de 4,8 pp. con respecto al 2020. Mientras que la Tasa de Salida Laboral promedió un 30,7% contrayéndose 1,6 pp. en un año.

REFORMA AL SISTEMA DE PENSIONES

Respecto a lo expresado ayer por las AFP en las Consultas Técnicas de los diálogos sociales para reforma del sistema previsional, la ministra Jara dijo que “se han presentado distintas propuestas, tanto por organizaciones sociales como por centros de pensamiento, la academia y también la industria que se dedica al negocio de las AFP, que ayer fue a efectuar su presentación. Se acogen, se están analizando, pero lo principal es que las propuestas que se hagan deben ir en sintonía con los objetivos centrales de la reforma previsional. En primer lugar, mejorar pensiones actuales y futuras. Por tanto, los cambios se tienen que producir. No podemos esperar tener resultados distintos si seguimos haciendo lo mismo que hemos hecho en los últimos 40 años”.

“Para producir esos cambios también se tiene que avanzar en seguridad social, donde la esencia significa que las personas no pueden seguir resolviendo solo individualmente todo lo que significa envejecer y, por tanto, dejar de tener un ingreso remunerado, pero a la vez y a la par tener más gastos. Y esa es una realidad que se ha constatado, donde el modelo que hemos tenido de capitalización individual administrado por las AFP, después de 40 años, ya estadísticamente comprobado, ha fracasado”, afirmó.