Ministra Matthei participa en firma de proyecto que moderniza el sistema de seguridad laboral

En una fábrica de productos plásticos de la comuna de San Bernardo, la ministra del Trabajo  y Previsión Social, Evelyn Matthei, participó en la firma del proyecto de ley que reforma el seguro de accidentes laborales y enfermedades profesionales (Ley Nº 16.744), el Código del Trabajo y el Código Sanitario. Este importante proyecto tiene como objetivo la modernización del sistema de seguridad laboral, ceremonia encabezada por el Presidente de la República, Sebastián Piñera.

En la ocasión -en la que participaron también el ministro de Salud, Jaime Mañalich; y los subsecretarios de Trabajo y Previsión Social, Bruno Baranda y Augusto Iglesias, respectivamente-, la secretaria de Estado señaló que el envío de este proyecto al Congreso es parte de una gran reforma que ha impulsado el gobierno a la seguridad laboral, agenda que se inició tras el accidente de la mina San José en el año 2010.

Estamos haciendo mucho énfasis en la fiscalización. Cuando todo este sistema esté en pleno funcionamiento, tendremos 202 fiscalizadores que se van a dedicar de forma exclusiva a revisar las condiciones se seguridad laboral, y serán personas especializadas en dicha área“, dijo la ministra Matthei.
Ministra Matthei participa en firma de proyecto que moderniza el sistema de seguridad laboral
En la actualidad, y en parte gracias a los esfuerzos en materia legal, de fiscalización y prevención en los que se ha comprometido el Gobierno, así como a la formación de instancias de discusión regular sobre seguridad laboral, la tasa accidentes fatales en las Mutualidades cayó del 6,8 en 2006 a un 4,9 en 2012, por cada 100 mil trabajadores, mientras que, en el mismo período, la accidentabilidad bajó desde el 6,5% al 4,9%, sin considerar accidentes de trayecto.

La ministra Matthei agregó que “hoy, una viuda cuando el marido fallece por accidente del trabajo perdía su pensión a los 45 años,  y si se casaba perdía dicha pensión. Ahora no la va a perder nunca, será de por vida. Y por primera vez también le vamos a dar este beneficio al viudo y a los padres de hijas no matrimoniales, porque cuando es una mujer la que trabaja ella está colaborando a mantener la casa, no vemos porque a la viuda se le ayuda y a ellos no”.

Además, la titular del Trabajo destacó otro beneficio del proyecto de ley firmado hoy: “Si usted es empleado, puede ir hoy a los hospitales de las mutuales, y si es obrero, no. Eso lo estamos cambiando y con esto estamos acabando con el último vestigio de una odiosa discriminación entre obreros y empleados. Seremos todos trabajadores y todos serán tratados de la misma forma”.

Las reformas que introduce el presente proyecto tienen cuatro ejes principales:

1.- Prevención: se busca fortalecer las actividades de prevención que desarrollan las entidades administradoras del seguro y los empleadores, para lo cual se introducen nuevos instrumentos  de prevención para las empresas medianas y pequeñas, y se definen con mayor precisión las responsabilidades de las Mutualidades y el Instituto de Seguridad Laboral (ISL) en esta materia.

Las propuestas incluyen desde la autoevaluación de riesgos y mapas de riesgos para empresas con más de 10 trabajadores, hasta contar con un Departamento de Prevención de Riesgos en todas las empresas con más de 100 trabajadores, incluidas entidades públicas.

2.- Eliminar distinción obrero-empleado: esta es una diferencia arbitraria entre los trabajadores afiliados al ISL, que perjudica a aquellos calificados como “obreros”, quienes solo pueden recibir atención médica del seguro en los establecimientos hospitalarios públicos.

De acuerdo al proyecto, todos los trabajadores afiliados al ISL, cualquiera sea la naturaleza de los servicios que ejecuten, tendrán la misma cobertura médica y preventiva frente a los riesgos laborales. De igual modo el Instituto tendrá la administración integral de sus afiliados, para lo cual se contempla un aumento de su dotación.

3.- Mejorar beneficios económicos del seguro: se busca mejorar la calidad de la protección económica del seguro, y corregir discriminaciones (especialmente contra las mujeres) que existen en la estructura actual de beneficios.

En ese sentido, se asegura que el monto de las pensiones de invalidez por accidentes del trabajo y enfermedades profesionales no disminuya cuando el beneficiario deba pensionarse por vejez en el Sistema de Pensiones. Además, se otorga el derecho a pensión de sobrevivencia al cónyuge sobreviviente y al padre de hijos no matrimoniales; se elimina la restricción de edad y de no contraer nupcias para que las viudas tengan derecho a percibir en forma vitalicia la pensión de sobrevivencia; y para acceder a la pensión de orfandad, la calidad de estudiante se deberá tener a la fecha de fallecimiento del causante o adquirirla antes de los 24 años de edad.

4.- Fiscalización: se busca aumentar la intensidad y efectividad de la fiscalización de cumplimiento de normas de seguridad y salud en el trabajo, ya que una fiscalización oportuna y con el enfoque adecuado, ayuda a promover una cultura de cumplimiento de las normas.

Para ello se propone traspasar a la Dirección del Trabajo la mayor parte de las facultades de fiscalización en materia de seguridad y salud en el trabajo que hoy tiene el Ministerio de Salud, creando un departamento especial para cumplir esta función.  Asimismo, se aumentan en 120 los fiscalizadores adicionales. De esta forma, se podrá prácticamente duplicar la cantidad de  fiscalizadores exclusivos de seguridad y salud laboral a nivel nacional.

El proyecto de ley incluye también otras modificaciones como, por ejemplo, una nueva modalidad de evaluación de incapacidades permanentes y temporales; el cambio de la dependencia de la Comisión Médica de Reclamos desde el Ministerio de Salud al Ministerio del Trabajo y Previsión Social; y la modificación de los requisitos para que las empresas tengan derecho a que se les confiera la calidad de “administradoras delegadas del seguro”, entre otras.