Presidente Piñera firma proyecto que impulsa “trabajo a distancia”

El Presidente de la República, Sebastián Piñera, firmó hoy, junto a la ministra del Trabajo y Previsión Social, Camila Merino, el proyecto de ley que impulsa el trabajo a distancia, y que permitirá mejorar las condiciones laborales de unas 100.000 personas que hoy se desempeñan como “teletrabajadores” dependientes.

En el marco del encuentro anual de la micro y pequeña empresa —Enape 2010—, fue firmado el texto legal, que ingresará al Congreso esta semana, y que debiera comenzar a discutirse en los próximos días.

El proyecto impulsado por el gobierno mejorará el marco jurídico que hoy regula a quienes trabajan bajo la modalidad de “teletrabajo”, y es parte de una estrategia integral del gobierno para promover el trabajo a distancia, sobre todo entre las 400.000 personas que hoy laboran desde sus hogares en calidad de independientes.

Por ejemplo, se regulará el grado de informalidad, se clarificarán las obligaciones y derechos de los trabajadores, y se establecerá la posibilidad de realizar jornadas mixtas, en la que la persona podrá laborar medio tiempo desde su casa y el resto de la jornada en su lugar de trabajo.

“Esta es una modalidad que está creciendo en el mundo y estamos bastante más atrás como país. Hay incertidumbre jurídica respecto a cuáles normas se aplican en el trabajo desde la casa, por lo que con este proyecto vamos a poder resolver estas inquietudes de buena forma”, dijo la ministra del Trabajo, Camila Merino.

El Ministerio del Trabajo promoverá este
sistema capacitando a través de talleres a quienes trabajan a distancia, iniciativa que están liderando el Servicio Nacional de Capacitación y Empleo (Sence) y el Ministerio de Economía.

Beneficios del trabajo a distancia

Entre los beneficios del “teletrabajo”, la ministra Merino mencionó el ahorro de tiempo que se produce al evitar grandes traslados; el aumento de la calidad de vida; la menor contaminación ambiental; y el aumento en la productividad.

“Hacemos un llamado a los empresarios para que ocupen esta nueva fórmula, porque todos ganan. Como dijo el Presidente Piñera, las personas se ahorran costos del transporte, se ahorra tiempo, y ese tiempo se puede dedicar a la familia”, señaló la ministra.
La secretaria de Estado agregó que “una buena fórmula que se ha usado en el mundo entero son las jornadas mixtas, donde algunos días se trabajan en las oficinas y otros días en la casa”.

La jornada de trabajo de este nuevo contrato no estará sujeta al máximo de 45 horas semanales, pero en caso que el empleador exija determinados horarios de conexión, se asegura un mínimo de 10 horas continuas de descanso.

En materia de descanso, se propone que el trabajador tenga a los menos un descanso continuo de 24 horas después de 144 horas trabajadas. En cuanto al descanso dominical este también podrá ser pactado entre las partes. El trabajador podrá tener dos domingos en un mes o un descanso que incluya sábado y domingo.