El 2017 se presentó el proyecto de ley que “Modifica el Código del Trabajo con el objeto de reducir la jornada laboral” a 40 horas, pero su tramitación quedó detenida en el Congreso. El Gobierno del Presidente Gabriel Boric se comprometió a impulsar esta reforma, por lo que el Ministerio del Trabajo elaboró indicaciones para incorporar al proyecto y reactivarlo. Así, la Comisión de Trabajo del Senado comenzará a discutir la iniciativa con suma urgencia.

Audiencias públicas

Para integrar las opiniones y posturas que hay sobre el tema, se realizaron 26 sesiones de audiencias públicas y abiertas a lo largo de Chile, en las que participaron más de 200 organizaciones representantes de la diversidad de actores del mundo del trabajo. En las audiencias, se llegó a la conclusión que reducir la jornada a 40 horas significa una mejoría en la calidad de vida, y que su implementación debe ser gradual.

Indicaciones presentadas
por el Gobierno


Se profundiza de manera integral

La propuesta original de reducción de la jornada ordinaria del artículo 22 del Código del Trabajo, considerando otras regulaciones contempladas en el Código del Trabajo.

Gradualidad

La propuesta original de reducción de la jornada ordinaria del artículo 22 del Código del Trabajo, considerando otras regulaciones contempladas en el Código del Trabajo.

Responsabilidad económica

La reducción de la jornada debe implementarse con cuidado y responsabilidad sobre los efectos que pueda tener en la economía, protegiendo el empleo y las remuneraciones. Será gradual y con acompañamiento a micro y pequeñas empresas.

Corresponsabilidad

En algunos casos específicos donde no sea posible materializar una disminución efectiva de horas de la jornada, se generarán mecanismos de compensación como días libres.

Corresponsabilidad

La reducción horaria debe ir acompañada de medidas de corresponsabilidad social, que enfrenten la desigual repartición de las tareas de cuidados y del trabajo no remunerado, el que recae principalmente en mujeres. Para ello, se establecen medidas que apuntan en esa línea.

Conciliación trabajo y familia

Se incorporan mecanismos que permitan adaptar las condiciones laborales a las necesidades personales y familiares de las y los trabajadores. Estos mecanismos apuntan, además, a dar prioridad a las personas cuidadoras.

Modernización

Se incorporan los avances tecnológicos en la regulación del registro de asistencia y control de jornada, dando cuenta que existen nuevos mecanismos de supervisión sobre trabajadoras y trabajadores.

* Artículo 3º Inciso 2º de la Ley N°19.896. Proyecto de Ley sujeto a la aprobación del Congreso Nacional.